¿Cómo ayudan las alianzas de Gulungo a solicitar préstamos para tu empresa?

 

A la hora de solicitar un préstamo, varios aspectos son evaluados por las entidades bancarias o prestamistas, generalmente el orden en el que lleves las finanzas, la data de los clientes con los que cuentas en ese momento y la proyección a futuro de tu negocio, son factores decisivos que pueden permitir o impedir que tu préstamo empresarial sea aprobado.

 

Los aliados de Gulungo, tienen algo en común, y es que en conjunto te ayudan a tener tu empresa lo suficientemente ordenada para que en el momento de solicitar un préstamo sea más viable que te den aprobación, pues tendrás a la mano la información requerida completamente actualizada.

 

Cuando tomas un préstamo con Gulungo, tienes la posibilidad de agregarle a tu empresa varios aspectos que además de la aprobación de un crédito,  le generan valor a tu marca, entre ellos encuentras:

 

  1. Orden: con cada uno de los servicios que nuestros aliados ofrecen, tienes la posibilidad de mantener tu empresa 100% ordenada, de esta manera podrás tener un control total de los ingresos, egresos y demás aspectos que influyen en la estabilidad de tu negocio, los cuales, pueden alterar tu ritmo de trabajo o desmejorar la utilidad de tu empresa si no mantienes un panorama amplio y organizado de lo que sucede a tu alrededor (dinero, pagos, clientes, inventario, seguros y demás).

 

2.Planeación: tener pleno conocimiento de tu empresa, te ayuda a planear con mayor pertinencia los puntos que quieres fortalecer de la misma y te ayuda a determinar en qué debes concentrarte para que todo funcione lo mejor posible y según las necesidades y metas que te hayas trazado.

 

  1. Cercanía: nos interesa que estés más cerca de tus clientes y que al mismo tiempo puedas encontrar personas que crean en tu negocio hasta tal punto que quieran invertir en él. Por ese motivo, con nuestros aliados, creamos espacios totalmente seguros donde puedes encontrar personas que se interesan en esa idea que estás desarrollando y que quizás, necesita una nueva persona que te lleve a explorar nuevos caminos con ideas innovadoras.

 

  1. Eficiencia: queremos que el proceso de compra para tu cliente sea simple, por eso, hacemos posible que usando internet como una herramienta mediante la cual tus clientes pueden comprarte de manera segura, de esta manera, agregas un plus diferenciador a tu empresa e implementas estrategias sencillas para que tu cliente reciba lo que compra rápidamente.

 

Además de brindar un apoyo económico para tu empresa, queremos que tu conocimiento sobre la misma sea integral, que te involucres en todos sus procesos y conozcas completamente cómo es su funcionamiento, así, al momento de solicitar préstamos para tu negocio, podrás hacerlo de una manera más consciente y segura, ya que con Gulungo y sus aliados tendrás todas las bases que necesitas para tomar decisiones más acertadas y siempre pensando en lo mejor para tu negocio.

 

Por eso, con nuestros aliados estratégicos, buscamos hacer que tú y tu negocio sean uno mismo, que ningún detalle se te escape y que toda la información que requieras, la tengas a tu alcance y actualizada el día que la necesites, siempre teniendo presente que el orden de tu información es fundamental para la aprobación de créditos empresariales que son una escalera para hacer crecer a tu negocio.

 

¿Cómo elegir el monto adecuado para un préstamo empresarial?

¿Cómo elegir el monto adecuado para un préstamo empresarial?

Cuando vas a solicitar un préstamo empresarial uno de los puntos en los que debes tener mayor claridad es en el monto, pues de esta manera podrás garantizar que la cantidad de dinero que solicitas va a alcanzarte para lo que quieres hacer o que estás en capacidad de asumir la deuda que adquiriste.

 

Algunos de los puntos que puedes tener en cuenta en el momento de elegir el monto adecuado para un préstamo empresarial son:

 

1.Establece el objetivo para el que vas a solicitar el préstamo empresarial: ten claro en qué vas a invertir el dinero solicitado, debes ser reiterativo en el tema de la planeación, pues de esta manera es más fácil que tu dinero se vea realmente invertido y reflejado en utilidades para tu empresa.

 

Si haces un préstamo empresarial sin conocer cuáles son tus necesidades reales, muy posiblemente el dinero llegará y no va a resolver ninguna de tus preocupaciones, sin embargo, si sabes puntualmente qué punto vas a atacar, tienes mayores probabilidades de fortalecer tu empresa y hacerla más productiva.

 

Recuerda que debes solucionar uno a uno los objetivos que te trazas, de esta manera verás los resultados más rápidamente.

 

  1. Analiza los costos de la idea que vas a desarrollar: después de que tengas claro lo que quieres hacer con el dinero que vas a solicitar, entras a una etapa en la que debes definir cuánto te cuesta lo que quieres hacer.

 

En este punto es importantes que presupuestes los costos de la inversión, que seas detallado en la información que vas a cotizar para que en el momento de definir el monto de tu préstamo no se te escape nada y el dinero realmente sea el que necesitas para poder ejecutar tu plan.

 

No te tomes este paso a la ligera, asesórate de alguien que pueda ayudarte y haz una lista con lo que necesitas, de esta manera nada se te escapará.

 

  1. Planea la manera en la que tendrás un retorno a la inversión: sé honesto contigo mismo y define en cuánto tiempo planeas que el dinero que vas a invertir se vea reflejado en las utilidades de tu compañía, a pesar de que pueda ser un retorno inmediato, debes dar un tiempo de espera para que la operación de tu empresa se estabilice y el dinero comience a dar frutos.

 

Mientras más claridad tengas sobre en qué vas a invertir, es más fácil que puedas definir en cuánto tiempo tendrá retorno a la inversión que vas a realizar. Los préstamos empresariales son una oportunidad enorme para potencializar tu empresa, siempre y cuando sepas con exactitud qué es lo que más necesita de tu apoyo y respaldo.

 

Cuando tienes un control total sobre el dinero de tu compañía y conoces con exactitud en qué lo gastas o en qué lo inviertes, tienes mayores probabilidades de conocer a profundidad cuánto dinero te queda disponible y podrás distribuirlo de una manera pertinente, de esta forma, el préstamo no va a representar un dolor de cabeza para ti, porque lo estás gestionando de una manera responsable (Consejos para ver a los préstamos como un salvavidas y no como un dolor de cabeza para tu empresa).

 

 

Recomendaciones para solicitar un préstamo para tu empresa

Los créditos empresariales se han convertido en una de las mejores alternativas para los empresarios, a la hora de proyectar la organización y darle un nuevo impulso a sus proyectos. Este tipo de créditos se definen como una herramienta financiera que le permite a las empresas tener la liquidez necesaria para llevar a cabo sus responsabilidades.

 

Es necesario que tengas en cuenta que este tipo de operaciones se realizan de común acuerdo entre el prestamista (la entidad bancaria) y el prestatario. Por esto, es necesario que haya confianza entre las partes y una total transparencia en el momento de presentar los documentos requeridos.

 

A continuación, te daremos siete recomendaciones que debes tener en cuenta si estás en el proceso de realizar un crédito empresarial:

 

  1. Determina un propósito: Debes tener muy claro el uso que le darás al dinero, pues esto será clave para escoger tanto la modalidad del crédito como la entidad financiera.

 

  1. Analiza previamente: Antes de que solicites el crédito, debes hacer un análisis detallado del estado financiero de tu organización. Esto te permitirá entender cuál es tu capacidad de endeudamiento.

 

  1. Elige la entidad: No temas comparar todas las ofertas de créditos empresariales que encuentres en el mercado. Al contrario, revisa a consciencia los pros y contras para encontrar la opción que mejor se ajuste a tus necesidades.

 

  1. Preparate: una vez elijas al prestamista, presenta la información contable y financiera de tu empresa de la manera más oportuna y transparente posible.

 

  1. Planea: es esencial que definas las fechas de pago, el monto mensual y la tasa de interés. Así, evitarás sobre-endeudarte y podrás cumplir con los pagos que, a la larga, redundarán en un buen historial crediticio de tu empresa.

 

  1. Proyecta la forma de pago: Ten en cuenta que el pago de la deuda anual no debería ser mayor al 30% de los ingresos anuales de tu organización; saber esto te permitirá pagar con tranquilidad.  

 

  1. Elige el plazo y las cuotas: Estas elecciones deben obedecer a la capacidad de tu flujo de caja. Recuerda que una vez establecidas, no podrás modificarlas.

 

Ten presente que los créditos empresariales pueden darle un nuevo aire a tu organización. La clave está en que te informes bien para que sepas escoger y enfrentes este proceso de la mejor manera.

 

Recuerda que en Gulungo te brindamos toda la información que necesites para que adquieras un préstamo responsable y que apoye el crecimiento de tu empresa ¡Estamos para apoyarte!

 

Consejos para ver a los préstamos como un salvavidas y no como un dolor de cabeza para tu empresa

Cuando piensas en solicitar un préstamo para tu empresa, lo primero que llega a tu mente es el tiempo que vas a tener esa deuda y lo mucho que tendrás que trabajar para poder pagarla, ¡error! Si este es tu pensamiento inicial, déjanos contarte que empezaste por un mal camino.

Los préstamos para tu empresa deben ser vistos como una oportunidad de crecimiento, una ventana que se abre para que puedas hacerla crecer u optimizar sus recursos, cuando piensas de esta manera no verás los problemas, sino que encontrarás oportunidades para fortalecer tu negocio.

Una manera eficaz en la que puedes ver los préstamos empresariales como un salvavidas y no como un dolor de cabeza, es teniendo en cuenta los siguientes pasos:

  1. Identifica el propósito de tu préstamo: ¿para qué quieres hacer este préstamo? ¿en que vas a invertir este dinero? ¿cuál es el área que quieres fortalecer? estas son algunas de las preguntas que debes hacerte antes de solicitar un préstamo para empresarios, de esta manera vas a estar enfocado y podrás diseñar un plan para definir cómo vas a distribuir el dinero que te ingresa, evitando así que este se convierta en dinero de bolsillo sin un objetivo claro.
  2. Calcula las utilidades de tu inversión: ¿cuál va a ser el retorno a la inversión? antes de solicitar el préstamo para tu empresa, trata de determinar, según tu ritmo de trabajo, cuánta podría ser la utilidad del dinero que va  a ingresar a tu empresa, de esta manera podrás identificar si es o no viable un préstamo o si por el contrario debes aumentar o disminuir el monto.
  3. Haz un plan de pago acertado: en empresas como Gulungo, te damos la posibilidad de hacer un plan de pago que sea ideal para ti, trata de definir fechas y cantidades que realmente puedas cumplir, en este punto la honestidad es fundamental, y debes ser realista con lo que vas a acordar, así vas a evitar que los días del pago del préstamo se conviertan en una tensión.
  4. Planea la evolución que tendrá tu inversión: escribe mes a mes cómo quisieras que tu inversión se fuera convirtiendo en utilidades, recuerda que lo que no se planea no se hace, si quieres que un mes después de tu inversión la producción de la empresa aumente un 10% por las máquinas que acabas de comprar, ¡escríbelo! para que vayas haciendo seguimiento y viendo cómo se hace realidad el plan que tenías.
  5. Ponte una meta de pago: así hayas establecido con el prestamista una fecha de pago para tu deuda, no te bases únicamente en ella, si ves que puedes adelantar tus cuotas ¡hazlo! esto va a demostrar la solvencia de tu empresa y va a mostrarle a la entidad que realmente eres un cliente en el cual puede confiar.

Cuando logras detectar un motivo para solicitar un préstamo para tu empresa y sobre todo, cuando evitas hacerlo en momentos de desesperación o de crisis, es más posible que logres identificar lo positivo que hay en ellos, su significado real dentro de lo que quieres para tu empresa.

Lo mismo sucede cuando tienes una planeación clara de todo lo que quieres hacer, ver cómo se hace realidad todo lo que deseas, va a demostrarte para qué sirvió realmente el préstamo y vas a estar seguro de que este fue en realidad un salvavidas para tu empresa.

¿Qué es Gulungo?

Gulungo es una empresa colombiana en la cual creemos en el futuro de los pequeños negocios que quieren convertirse en grandes empresas, y por eso, ayudamos a que expandas tus productos y servicios por medio de préstamos responsables que van a traerte grandes utilidades a mediano plazo.

 

Una de nuestras premisas es hacer que los préstamos para empresas que se generen desde nuestra empresa sean completamente transparentes, es decir, que comprendas por completo lo que vas a hacer y los costos que esto va a traerte, que estés 100% informado de la responsabilidad que adquieres, pero sobre todo, lo que más nos interesa es que identifiques cuál es uso ideal que puedes darle al dinero que estás solicitando.

 

Nuestro principal enfoque es que conozcas hasta qué punto puedes prestar, no nos interesa que llenes tus bolsillos de dinero un día, pero que luego tengas tu cabeza llena de preocupaciones, queremos que aproveches la oportunidad que tienes y que reconozcas como esta te ayuda a hacer crecer tu negocio, por eso, evaluamos antes tu capacidad de endeudamiento y buscamos que mediante nuestras alianzas tu empresa logre tener el mayor reconocimiento posible.

 

Si nos pidieras que nos definieramos en una sola palabra esta sería: responsables, porque sabemos que nuestro rol puede ir más allá de hacerte el desembolso del dinero, conocemos y somos concientes que lo que realmente es valioso para ti es nuestro acompañamiento constante y nuestra asesoría pertinente, pues de esta manera todos saldremos ganando.

 

Además de ser responsables, hay 4 características que son nuestra base, que nos hacen diferentes y que por ende, nos convierten en tu mejor opción. Así, que cuando te preguntes por qué elegir a Gulungo, piensa en esto:

 

  1. En Gulungo somos transparentes: conoces todos los costos que vas a adquirir desde que inicias tu proceso para el préstamo, nada se saldrá de tus manos, toda la información va a estar a tu alcance.
  2. En Gulungo somos rápidos: daremos respuesta a tu solicitud en un tiempo máximo de 72 horas, lo cual hace que puedas reaccionar a imprevistos que surjan.
  3. En Gulungo somos flexibles: eres tu quien define cuánto y en qué plazos vas a pagar, dependiendo de los ingresos que hay en tu empresa y de la forma en la que administras tu dinero.
  4. En Gulungo somos fáciles: tienes la oportunidad de hacer los trámites del préstamo por medio de internet, evitando largas filas pero siendo siempre 100% seguros.

 

En Gulungo creemos en las pequeñas empresas, en su potencial y en el valor que tienen para el desarrollo económico del país, por eso son nuestro foco y depositamos en ella toda la confianza que necesitan para seguir creciendo.

 

¿Qué son los préstamos responsables para empresas?

En la actualidad, los préstamos se han convertido en una opción- tanto para personas como para empresas- para sortear crisis o situaciones imprevistas. Pero, ¿sabías qué muchos de estos préstamos no son responsables y que algunas veces ponen en riesgo no solo al prestamista sino también al prestatario?

Un préstamo responsable busca generar las mejores condiciones económicas para la empresa que lo solicita, protegiéndola de posibles deudas que afecten sus finanzas, así como las de la entidad bancaria. En esta situación, la transparencia es la palabra clave y la cual permite que la relación que se forma sea completamente honesta.

Por eso, queremos que conozcas los deberes que las entidades bancarias tienen contigo, si estás pensando en hacer un préstamo para tu negocio:

  1. El prestamista debe hacer un estudio serio de tus capacidades financieras: con esto determina si puedes pagar o no el préstamo y, en ese caso, evitarte deudas y angustias injustificadas.
  2. No pueden ser abusivos: esto significa que no pueden sobre-endeudarte o cobrar más de lo que estás en capacidad de pagar. Igualmente, deben ser flexibles para que puedas pagar en los tiempos y cuotas que más te favorezcan.
  3. Deben brindarte asesoría sobre los temas que desconoces y ayudarte a encontrar el tipo de préstamo que más se ajuste a tus necesidades.

Ten en cuenta que algunas actitudes responsables de tu parte también ayudarán a que el proceso de préstamo sea exitoso. Te recomendamos que, antes de pedirlo, te preguntes estas tres cosas:

  1. ¿Estoy solicitando un préstamo para pagar una deuda de mi empresa? De ser así, recuerda que el alivio es momentáneo y que con esto solo harás mayores tus problemas. Hacer un préstamo para pagar otro, es una buena opción si la tasa de interés del nuevo préstamo es inferior al anterior, en este caso puedes considerarlo como una buena opción.
  2. ¿Voy a ser capaz de pagar la nueva deuda que mi empresa está adquiriendo?
  3. ¿Es el préstamo la única solución para enfrentar la situación por la cual atraviesa mi empresa?

No le temas a los préstamos, pues muchas veces son el impulso necesario para cumplir tus metas. Recuerda que, para nosotros, lo más importante es velar por tu bienestar y garantizar que nuestros préstamos sean responsables y amigables con tu bolsillo.

¡En Gulungo estamos para asesorarte!

 

PRÉSTAMOS RESPONSABLES PARA EMPRESAS